sábado, 13 de noviembre de 2010

La envidia


Pregunta:

Le escribo, desde españa, me llamo Vanesa, podría abordar el tema de la envidia ?

Respuesta:

Espiritualmente todo bien es el resultado del esfuerzo y del trabajo. La persona que envidia pasa por alto este esmero, quiere decir esto que el envidioso por definición está robando, desea el bien ajeno sin comprender que él mismo puede realizar el mismo esfuerzo y alcanzar metas similares y comparativas.

Y sí esto no fuese así por diferentes circunstancias de la vida no pudiésemos alcanzar logros, méritos y posiciones pues será debido a que se han dado situaciones inusuales como herencias, regalos. De cualquier manera la envidia es enfermiza, es deplorable. Y no hallase en el envidioso, un espíritu solidario, cooperativo, por el contrario quiere todo para si.

La envidia también suele acompañarse y apegarse con la avaricia, la manipulación y por supuesto con la hipocresía.


Se puede caer en la envidia por una falta de valores fundamentales, de las de las cuales las personas tienen que nutrirse. Desde muy temprano, los niños por ejemplo tienden a ser positivos. Y el mecanismo de control del poder inmaduro del niño, puede fácilmente convertirse en envidia. Y esto puede solucionarse, con el ejemplo, con el diálogo, y la espiritualidad propiamente dicha.

La sociedad humana está muy lejos de ser perfecta, la solidaridad es una virtud que escasea y se encuentra por el contrario: la discriminación, la intolerancia. el rechazo por diferentes razones por posición económica, social , racial e incluso género . Pero todo esto tiene remedio y se encuentra en la práctica activa de valores solidarios, esto es lo único que podrá permitir superar la envidia.



...
Pintura y Escrito :
Oscar Basurto Carbonell
www.mystichealingart.com
http://mystichealingart.blogspot.com
Espejos de el alma
http://espejos-de-el-alma.blogspot.com
Pensamientos Espirituales
http://pensamientos-espirituales.blogspot.com

E-mail:
mystichealingart@yahoo.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada